Se conoce que Marksuquerber debe andar liadísimo con el asunto del metaverso ese que se le ha puesto en lo cohone que tiene que hacer pa que tol mundo viva en él, y mientras tanto no le queda tiempo pa pasar un poco el mocho en Feisbuk. Todo esto que relato a continuación, ha sido visto en un ratito pequeño esta misma mañana:

-Seis peticiones de amigamiento de cuentas robadas de las que os vengo contando últimamente, que se llaman Ceferino pero las tres últimas publicaciones reales son del año 2020: la foto de perfil original con el “Quédate en casa”, otra de “Copia esto en tu muro si no quieres pagar 80.000 francos de Guinea Papua por usar Facebook a partir del lunes”, y un pasatiempos de los de “plátano + plátano + plátano= 9. Manzana + plátano + pera= 36. Plátano + Manzana + Fesoria = ?”. Y luego ya una foto borrosa de una zagala mirando al mar, y dos publicaciones que dicen “Ceferino se siente amada” y “Ceferino se siente pícara” a las que solo le ha dao me gusta el presunto Ceferino, y le ha puesto un comentario que es un emoticono de besito con los morros embadurnaos de carmín.

La otra petición de amistad, aunque no lo creáis, era de de verdad.

-Señora que usa Facebook como si fuera el calendario de la cocina, y sube un post abierto a tol mundo que reza: “hir al ospital el martes ha mira lo de lhalmorrana lhojete” (he cambiado el texto para garantizar la privacidad, aunque seguramente se darán por aludidas otras tres personas que no tienen nada que ver. Suerte con el Hemoal).

-Señora a la que le han robao la cuenta y ahora el timador ha etiquetao a 90 de los contactos de la señora original en una publicación que invita a meterse en un grupo gratuito de Whtasapp en el que por alguna razón hay mujeres deseosas de cópula, vicio y desenfreno. Y salen dos gañanes a comentarle cosas como “ai que ber que tremenda hestas” “guapa, te comía tol páncrea sesuar a bocaos” y otros requiebros amatorios. LLega otro gañán a exigir vehementemente a la que cree que es la legítima dueña de la cuenta que no lo etiqueten en esas cosas. Pero lo hace en respuesta a uno de los requiebros del gañán A, a lo que el gañán A responde “llonoagoesascosa” y “vastalla”.

-Gente contando en mayúsculas y con monstruosas faltas de ortografía y horticultura cosas privadísimas de su vida personal y de la de otras personas de similar pelaje. Probablemente incurriendo en algún ilícito penal. No hay palabras para describir tanto horror, ni peli porno yugoslava de los años 70 que sea más bizarre, pelopúntica e inquietante.

-Una persona humana que escribe profundas reflexiones que no hay Cristo que las entienda ni un poco siquiera. Le pones eso a Heidegger y se da de baja del Club Carrefour de Filósofos Intensitos que Dicen Movidas Muy Tochas. Por depresión gordísima, angina de pecho galopante y catacróquer de masa encefálica irreversible. Cosas como “ai que ber mucho avlar pero luego lla se llo de ke pie cogeas vonita ai que dar hamor mucho que aluego bienen las qejas lla bereis, lla. Qe tenguais un vonito dia con mucho hamor”.

Vaya domingo más bueno, amiguis de la fauna ibérica. Así, sí.

Quiero unirme a la lista de reservas Te avisaremos tan pronto como el libro esté a la venta (primeros de 2022). Por favor, escribe una dirección de correo electrónico válida.